Ni running ni machacarte en el gimnasio, lo mejor para tu salud es hacer Pilates

Ahora que estamos en Enero y que es el mes de los grandes propósitos, es buen momento de hablar de movernos, de ejercicio. No de deporte, sino de mover el cuerpo o llevar una vida no sedentaria. En los últimos cincuenta-sesenta años, al menos en Occidente, hemos variado tanto nuestros hábitos de vida que estos han traído consigo numerosas enfermedades derivadas del sedentarismo.

Gonzalo Rodríguez, Graduado en Fisioterapia y Ciencias de la Actividad Física y el Deporte, explica que “los datos asustan ya que la población mundial está viviendo un progresivo envejecimiento, y unido a este proceso se ha incrementado la presencia de sedentarismo, discapacidad y pérdida de autonomía. De hecho, el sedentarismo es el causante del 9% de todas las muertes prematuras en el mundo, más de 5,3 millones del total de 57 millones de muertes que ocurrieron en el 2008”.

El ejercicio físico es una de las principales herramientas para mejorar la salud y prevenir enfermedades. Dentro de sus beneficios se encuentran: mejora en el estado físico y acondicionamiento global, mejoras en la salud mental reduciendo el riesgo de enfermedades tales como la depresión o la ansiedad y mejoras en la calidad de vida autopercibida en personas con enfermedades crónicas y neurodegenerativas como la enfermedad de Alzheimer.

A nivel físico –agrega- es preciso resaltar su importante repercusión para prevenir enfermedades de tipo cardiovascular como la reducción del riesgo de accidente cerebrovascular, de enfermedad coronaria, reducción de la presión arterial, del riesgo de obesidad, y disminución del nivel de triglicéridos y LDL y aumento del carácter protector a través del incremento de HDL.

Por otro lado, entre sus efectos generales se encuentran: disminución de la grasa abdominal y total, se incrementa el componente muscular en extremidades, y aumenta la densidad mineral ósea; se incrementa la resistencia a la fatiga en los músculos del tren inferior; y una mayor capacidad para transportar y usar oxígeno.

¿Qué tipo de ejercicio debemos hacer?

Hoy en día están de moda los “runners”, esos que salen a la calle y recorren kilómetros y kilómetros; o por otro lado los “petados de gimnasio”, que se pasan 5 o 6 días a la semana (algunos los 7) hasta conseguir ese cuerpo fuerte y definido que tanto desean.

Sin embargo, ninguno de ellos está realizando ejercicio físico saludable. El ejercicio físico saludable será aquel que comprenda un entrenamiento multimodal, o lo que es lo mismo, el que comprenda las cuatro capacidades básicas de nuestro organismo: Fuerza, resistencia, equilibrio y flexibilidad. Vamos a explicar uno a uno en que consiste cada uno de ellos. Gonzalo Rodríguez nos lo explica.

Resistencia

Es básico hacer ejercicios de resistencia para fortalecer la respiración y el ritmo cardiaco. La salud del sistema circulatorio y respiratorio es lo primero que se deteriora y en lo que hay que poner atención. No sólo es cuestión de actividad, sino también de consumo.

Fortalecimiento

Los músculos pierden fuerza y tonalidad con los años. Por eso es importante mantener la actividad de éstos, así como de las articulaciones para contar con la fuerza suficiente.

Equilibrio

Los riesgos de caídas aumentan de manera dramática con la edad. Los cuidados del adulto mayor se enfocan a evitar o en su caso, tratar las lesiones derivadas de una incapacidad.

Flexibilidad

Las articulaciones y huesos tienden a “congelarse”, lo que hace necesario realizar ejercicios de estiramiento, un estiramiento mantenido en el tiempo va a lograr mejorar la flexibilidad de un músculo o un grupo muscular a largo plazo. Una vez que hemos comprendido cuales son nuestras cuatro capacidades físicas básicas vamos a lo que seguro estaréis esperando.

Ni running ni machacarte en el gimnasio, lo mejor para tu salud es hacer Pilates

¿Qué tabla de ejercicios debo realizar?

Fuerza:

– Series de 10-12 repeticiones.

– Al menos 3 días/semana.

– Empleando los grandes grupos musculares.

Resistencia:

– Intensidad alta: >75% FC máx. Sesiones de 20-30 minutos, al menos 4 días/semana.

Equilibrio:

– Sesiones de 30-60 minutos.

– Al menos 2 días en semana.

Flexibilidad:

– Estiramiento al menos 10 minutos al acabar la actividad deportiva.

– Estiramiento de los grandes grupos musculares.

Según el experto “si nos ponemos a sumar, nos daremos cuenta que no tenemos días en la semana para abarcar tanto ejercicio físico, es por eso que siempre proponemos realizar actividades que engloben varias capacidades físicas a la vez. Y nosotros siempre apostamos por el Pilates que es una actividad que engloba tanto ejercicio aeróbico, como ejercicio de fuerza resistencia y equilibrio. Además siempre al acabar incluye ejercicios de flexibilización de todas las partes del cuerpo y también ejercicios de relajamiento.

Por lo tanto podemos concluir que es el ejercicio idóneo para el grueso poblacional, que busca ponerse en forma pero desde un punto de vista saludable. Te esperamos en el Centro de Pilates Mercedes Roldán.

Fuente: LaRazón

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *